Presentación

 

La Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) por medio de su Facultad de Ciencias Químico Biológicas, en convenio con el Colegio de Bachilleres del estado de Oaxaca (COBAO) y la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM) a través de la Coordinación de Actualización Docente de la Secretaría de Extensión Académica de la Facultad de Química, presentan este programa de MAESTRÍA EN DOCENCIA DE LAS CIENCIAS BÁSICAS, OPCIÓN CAMPO FORMATIVO: CIENCIAS NATURALES, como una propuesta académica cuyo propósito es contribuir a elevar sustancialmente la calidad de la educación científica y, en consecuencia, los indicadores de calidad educativa, mediante una estrategia de cobertura estatal para la atención de formadores de profesionales que tienen actividad docente relacionada con la educación en ciencias, en la educación media superior.

Esta propuesta es producto del trabajo colegiado de un grupo de académicos provenientes de diversas instituciones del estado de Sinaloa y de la UNAM, quienes son reconocidos expertos en este campo, los cuales han respondido con un alto nivel de compromiso a esta iniciativa del COBAO.

El proceso de trabajo inició a mediados del 2008 con el fin de discutir la problemática educativa en el campo de la formación docente para la educación media superior, en especial para las ciencias. Hemos observado que esta problemática es compleja por lo que no se resolverá con una sola medida, sino que es necesaria la conjunción de esfuerzos y la suma de voluntades de diferentes instituciones educativas, así como de gobiernos federal, estatal y local, congresos federales y locales, iniciativa privada, organizaciones sociales y ciudadanía en general. Ya que si bien el problema de la formación científica de nuestros jóvenes se observa directamente en los contextos académicos de que forman parte, ésta es una cuestión que rebasa los muros escolares ya que está determinada por influencias de todo tipo (cultural, social, económico, político, entre otras).

Una de las áreas que consideramos que es fundamental atender es el campo de la formación docente es en ciencias naturales, ámbitos que, en el desarrollo histórico de la educación en México, se reconocen públicamente como uno de los puntos de rezago más fuertes que padece el sistema educativo nacional; ya que por muchos años no se ha atendido adecuadamente la formación inicial, ni la continua de los profesores de ciencias, siendo una de las muestras más llamativas las diversas evaluaciones externas y propias, que nos colocan como país muy por debajo de los estándares internacionales, lugar 48 de 57, inclusive por debajo de otros que han tenido similares parámetros de crecimiento económico y social. Además, el propio estado de Oaxaca, a nivel nacional, se encuentra en último lugar (cfr. INEE, PISA 2006 en México, 2007, p. 144) en las evaluaciones PISA más recientes para ciencias en estudiantes de 15 años tres meses de edad y de 16 años dos meses de edad, inscritos en secundaria o bachillerato, profesional técnico y media superior). Se reconoce explícitamente que Oaxaca obtuvo una media de desempeño menor a la esperada, en la escala global de ciencias (INEE, PISA 2006 en México, pág. 147).

Así, en la prueba internacional PISA 2006, se pone de manifiesto que Oaxaca es uno de los tres estados cuyos estudiantes se encuentran con mayor desventaja, además de Chiapas y Veracruz (INEE, PISA 2006 en México, pág. 142)

Rodger Bybee, Presidente del Comité de Ciencias del Programa Internacional de Evaluación de Estudiantes (PISA), en el marco del seminario internacional “La enseñanza de las ciencias en México”, patrocinado por el fondo coreano para la reducción de la pobreza y respaldado por el Banco Interamericano de Desarrollo, el Consejo Consultivo Interinstitucional de Ciencias, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico y la Subsecretaría de Educación Básica, de la Secretaría de Educación Pública, recomendó que México debe iniciar ya, es decir, con sentido de urgencia, un proceso de formación, actualización y superación académica de los profesores de ciencias (física, química y biología) de manera continua y de largo aliento, sin perder los grandes esfuerzos acumulados en México cuyo propósito sea el de elevar la calidad de la educación y en consecuencia, los indicadores que hasta ahora hemos obtenido como resultados en el examen PISA, ya que de no ser así, el mismo Rodger Bybee planteó, que esta situación se convertirá en un verdadero problema de seguridad nacional para México, ya que para aspirar a la formación de los ingenieros, tecnólogos y científicos que en el futuro inmediato México requerirá, debemos ubicarnos en el menor tiempo posible con un mayor porcentaje de jóvenes mexicanos en los niveles 5 y 6 de la escala de PISA y en consecuencia reducir el porcentaje de jóvenes ubicados en las escalas 1 y 2 y por debajo del 1.

Cabe hacer notar que una de las variables más importantes que determinan los resultados en la formación científica de nuestros estudiantes, es el profesorado. Por ello, partimos de la premisa de que una educación de calidad en el terreno de las ciencias, podrá ser posible en gran medida, en función de un perfil docente con un amplio conocimiento de la naturaleza de la ciencia, un alto dominio de los fundamentos científicos y pedagógicos, más allá del conocimiento de la disciplina científica por un lado y de los contenidos u orientaciones pedagógicas por el otro. Esta articulación en los programas de formación es trascendental.

La investigación en el campo de la enseñanza de las ciencias ha reportado que muchos de los profesores en ejercicio tienen ideas erróneas acerca de los contenidos científicos y que en muchos casos no son conscientes de ello.

También es importante que el profesor conozca y maneje una diversidad de estrategias y métodos didácticos apropiados al campo de conocimiento, así como al desarrollo del estudiante y aplicados críticamente de acuerdo con el nivel educativo y contexto escolar. (Gil, D. 1991). Un docente que sea capaz de plantearse proyectos innovadores de enseñanza con soluciones creativas a la problemática educativa y que trasciendan las prácticas rutinarias que empobrecen la formación científica de nuestros niños y jóvenes sinaloenses.

Con el propósito de contribuir a la construcción de dicho perfil entre los profesionales de la enseñanza que laboran en COBAO, se propone este programa de MAESTRÍA EN DOCENCIA DE LAS CIENCIAS, OPCIÓN CAMPO FORMATIVO: CIENCIAS NATURALES, como una estrategia de formación de alto nivel dirigida a los profesores en ejercicio. Se espera que en fases posteriores, y en el marco de un proyecto de continuidad derivado del presente, se incorporen nuevas generaciones con este mismo perfil.

Se establecerán los respectivos convenios de compromiso interinstitucional entre UAS-UNAM-COBAO, reconocido este último como usuario directo del presente proyecto por la citada convocatoria, para el respaldo y gestión institucional, promoción de este programa entre los profesores en servicio, entre otras.
La Universidad Autónoma de Sinaloa gestionará y otorgará el grado de maestría a los egresados que concluyan satisfactoriamente todos los requisitos académicos que establece la normatividad de la institución. Así mismo, con recursos humanos del más alto nivel en las áreas de las ciencias naturales (física, química y biología) con el propósito de impartir cursos y apoyar con asesorías y tutorías en la dirección de trabajos de tesis.

En el caso de la UNAM, esta institución colaborará conjuntamente con la Universidad Autónoma de Sinaloa (UAS) en el diseño del programa, proveerá los recursos humanos para el desarrollo e impartición de cursos que conforman el plan de estudios, en el diseño de antologías y elaboración de diversos materiales educativos; asimismo apoyará con asesorías, y tutorías en la dirección de trabajos de tesis.

Durante el desarrollo de la maestría, se espera establecer con las instituciones y dependencias beneficiadas, una serie de compromisos oficiales tendientes a incorporar los egresados a una estrategia interinstitucional de red académica estatal de formación de monitores para la innovación docente en las áreas de ciencias naturales. Con ello, y en estricto apego a la normatividad de cada instancia participante, esperamos lograr efectos multiplicadores a mediano y largo plazo que contribuyan a elevar los indicadores de calidad del desempeño y formación académica en nuestros estudiantes y profesores de educación secundaria. Además, estamos conscientes que los resultados en la mejora de la calidad de la educación en el nivel bachillerato tendrá una repercusión positiva en la educación superior de la entidad.

Antecedentes

Es del conocimiento generalizado que muchos profesores que ingresan al ejercicio docente, lo hacen sin una preparación previa para ello. Es el caso de los profesores que egresan de las universidades e institutos tecnológicos. Este grupo de profesores se inician en esta profesión sin contar con los conocimientos acerca de la planeación didáctico-pedagógica de los contenidos, habilidades, actitudes, competencias y procedimientos propios de la ciencia para hacerla accesible y a la vez interesante en sus grupos de alumnos, ya que no hay asignaturas de esta índole en los planes de estudio de las instituciones de educación superior. Frente a esta circunstancia las instituciones han ofrecido cursos y programas de actualización compensatorios a los que asisten algunos de los profesores más interesados.

También es del conocimiento de que los egresados de las escuelas normales incluso de las normales superiores, no tienen la formación en el manejo de los contenidos temáticos de los programas de estudio de las ciencias y particularmente en el área de física, química y biología existen estudios realizados por colegas de la UNAM que nos indican que los profesores de este nivel educativo poseen alrededor del 30% en promedio del conocimiento de los contenidos de los programas de estudios de las ciencias naturales. Esta situación merece ser atendida en corto plazo, ya que a los profesores se les han ofrecido variados cursos de actualización en temas relacionados con la pedagogía, los valores, la adolescencia, entre otros, dando por hecho que los maestros tienen ya un dominio suficiente y apropiado de los contenidos científicos y por ende de su didáctica.

En consecuencia, la formación de los maestros de educación media superior, en general, no es suficiente para cubrir los requerimientos disciplinarios-didácticos-pedagógicos de los planes y programas de estudio de sus respectivas materias, y si además consideramos el rápido avance del desarrollo de las ciencias, nuestros profesores se van lamentablemente quedando con un perfil académico que envejece muy prematuramente y por lo tanto, se desfasan de los requerimientos que la educación en un mundo globalizado requieren, por lo que la formación y actualización de profesores es todavía una agenda pendiente en la educación media superior y qué decir de la formación de formadores de docentes, que en muchos casos se han "capacitado" en unas cuantas horas al año para ser reproductores de cursos más extensos en cascada, que más bien terminan como se expresa, la técnica del teléfono descompuesto.

Metodología

Este trayecto formativo se ha diseñado para llevarse a cabo en dos modalidades, una presencial donde se pondrá énfasis en el trabajo colaborativo, en la comunicación en todas sus vertientes; en la investigación documental, de campo y experimental; se pondrán en operatividad la actitud positiva hacia el valor de la ciencia; el desarrollo de valores como el compañerismo, la empatía, puntualidad, cumplimiento en las tareas, el respeto a las ideas de los otros, en la responsabilidad en general.

La otra modalidad será en línea, la cual es una excelente posibilidad para que los docentes participantes refuercen sus habilidades informáticas, discutan en foros académicos como los blog, diseñen estrategias didácticas y de evaluación a partir de las ayudas informáticas. Las asignaturas serán secuenciales, a excepción del taller de elaboración de productos didácticos que será transversal.

Breve descripción

Ofrecer a los docentes participantes, un trayecto formativo que tenga como punto de referencia las herramientas teórico-metodológicas innovadoras acordes a las necesidades de formación detectadas en: los resultados de investigación educativa en el campo de las ciencias naturales, los resultados de las pruebas nacionales e internacionales estandarizadas aplicadas a los jóvenes de esas cohortes, así como los resultados de los exámenes, entrevistas y anteproyectos presentados por los aspirantes en su proceso de selección, que en su conjunto forman un diagnóstico operacional que alimentará la toma de decisiones en el diseño de los planes didácticos que constituyen esta maestría.

Este trayecto formativo inicia con un curso propedéutico obligatorio para todos los aspirantes a la maestría, el cual consta de tres módulos o asignaturas que son:

  1. Alfabetización digital y entornos virtuales de aprendizaje.
  2. Taller de comunicación oral y escrita.
  3. Fundamentos matemáticos aplicados a la enseñanza de las ciencias

El trayecto formativo para el caso de las ciencias naturales parte de tres cursos que constituyen el eje socio filosófico; con el propósito de introducir a los participantes hacia una visión de ciencia actual, dinámica, orientada al reconocimiento e incorporación de la historia y naturaleza de la ciencia como orientaciones fundamentales en la enseñanza de las ciencias naturales, ya que se reconoce que existe un paralelismo entre las dificultades y los problemas epistemológicos que hubo de superar la historia de las teorías y contenidos científicos hasta constituirse como ciencia (Furió, C. y Guisasola, J., 1998). A la vez, el reconocimiento de la existencia de las ideas previas, el constructivismo y el cambio conceptual como medio para su transformación, son fuente de construcción del marco conceptual y metodológico para la enseñanza de las ciencias, misma que se refuerza con la perspectiva Ciencia, Tecnología y Sociedad para dar contexto, sentido y aplicación a la ciencia escolar para comprender y generar propuestas de solución a problemas locales y regionales. El módulo “Constructivismo. Ideas previas y el cambio conceptual” es uno de los módulos fundamentales que confronta a los profesores con sus propias ideas y concepciones para llevarlos a la generación de procesos creativos de cambio conceptual en la enseñanza de temas específicos de la ciencia. Estos tres módulos constituyen el andamiaje o sustento teórico-referencial del programa de la maestría en ciencias naturales.

El marco antecedente es puesto en operatividad en la concreción de los conocimientos de la biología y su didáctica; aproximación a la concreción de una de las formas de organización y operatividad grupal, el aprendizaje de las ciencias naturales a través de las competencias científicas para posteriormente adentrarse a los procesos de evaluación de los aprendizajes en ciencias a través de enfoques y estrategias constructivistas. La articulación entre los saberes descritos y la actualización y/o profundización en los contenidos o estructuras del conocimiento disciplinar, la física y la química y sus respectivas didácticas de manera integrada.

Finalmente, los contenidos descritos, así como los diversos procesos, estrategias y herramientas de aprendizaje serán retomados por los participantes para organizarlos en propuestas de formación de profesores que se instrumentarán en contextos concretos de aprendizaje; esto, a través del taller de elaboración de productos didácticos y la asesoría puntual, tanto en los aspectos pedagógico-didácticos, como en los conceptuales de la disciplina científica para el trabajo de tesina que se defenderá en una sesión de seminario de presentación de estos productos.

El proceso de esta maestría contempla, además, conferencias magistrales y seminarios relacionados con la temática del programa.